Una historia…

Él es mi mejor amigo. Le digo man. Él, también me dice así. Lo que hace que seamos “los manes”.

Resulta que hace unos años (casi 5) le presenté a Liz, a quien conocí en mi curso de inglés de la universidad. Hicieron clic de inmediato y hoy, ya se quieren casar.

Por diversas cuestiones nos vemos cada que se puede, nunca antes, nunca después.

El último avistamiento que tuvimos los tres fue para ir al cine. Como son muy melosos, cuando no están peleando, les tomé vídeo con mi cel haciendo ridiculeces.

El resultado, aquí está.

Neta, neta, huele a mole, y pronto.

Hoy…

Fue la primer tradicional Pixada. Jugué, después de muchísimos años, basta. Vi a mi mejor amigo, a su novia (que, para aclarar, también es mi amiga). Estuve con mi novia 12 horas, conocí al hijo de Marilú, bailé, tomé, quité mi antiguo antivirus, puse uno nuevo y estoy buscando cómo hacerlo legal… Discutí el futuro del man, manejé muy rápido, comí demasiada pizza, conviví con personas que quiero mucho y…

más allá de todo…

Confirmé que la amo con el alma y que le tengo puesta toda mi fe.

Q con un bebé se ve hermosa, pero más hermosa es en mis brazos, más hermosa es feliz y más feliz quiero hacerla.

Si somos una pareja diferente, no convencional, si todo resulta extraño para le gente… q demonios me importa, yo quiero estar con ella y mientras ella sea feliz a mi lado pondré todo mi esfuerzo para que así sigan las cosas…

Por cumplir sueños, metas… por estar juntos pero por entendernos, por ser, por estar…

ella significa todo, y más.

angiejuliux.jpg